Latino-Poemas
¡Regístrese Ahora!     Conectarse

Consultar

Otros

Usuarios conectados

20 usuario(s) en línea (16 usuario(s) navegando Poemas y prosas)

Registrados: 0
Invitados: 20

más ....

Licencia

Licencia Creative Commons

Poemas -> Góticos : 

Hitler y Predator.

 
Hitler y Predator.

Adolf Hitler, entelequia de asesino,
por el salón de los Espejos de Versalles,
se refleja gritando, no hay nadie que le calle,
tiene un rictus de muerte cristalino.

En rosa y negro se refleja divino,
tres Predators musculosos le acompañan
con sus rostros de cangrejos y de arañas
y todo en negro y todo en rosa fino.

Los generales de Adolf Hitler son Predators,
y en los espejos se refleja ya ingrato,
cadavérico y brutal entre los bichos.

Y Versalles reluce en negro y fucsia
y hay un oro bestial y una letrina sucia
y están ebrios los monstruos susodichos.
…...................................................
Francisco Antonio Ruiz Caballero.

(Estaría bien ver eso: una película en rosa y negro con Adolf Hitler en el
Palacio de Versalles rodeado de Predators, siendo los generales de Adolf Hitler
los Predators, sería una cosa muy grata a la vista: Adolf Hitler y los
Depredators. Y todo en rosa y negro).


Ángeles, Predators, y Hitler, en el Palacio de Versalles.

En escorzo de cisne los ángeles soberbios
por el palacio andan con sus alas preciosas,
se reflejan carmines y sanguíneas las rosas
y un frenético arpa es tañido con nervio.

Rococós los espejos que dorados relucen
reflejan la belleza petulante y alada,
hay un ángel que lleva en la mano una espada
y que tiene en los ojos ensueños andaluces.

Mas de pronto aparecen los Predators terribles
con sus rostros cangrejos, con sus fauces horribles,
con sus caras de bichos, grotescas, demenciales.

Y en medio de la inmensa y fantástica jauría
Adolf Hitler sonríe, ¡¡¡qué bella poesía
mientras tañen las arpas corcheas espectrales¡¡¡¡¡.
…..............................................................
Francisco Antonio Ruiz Caballero.


Grupo Escultórico Nazi. (proyecto de escultura).

Adolf Hitler, cetrero, soberbio, sobre un trono de oro.
El águila en su mano de hierro, y la gorra de cuero.
La gabardina mate, las botas, y el rictus de guerrero,
y al fondo, brillante, reluciente, un espectral tesoro.

El grupo escultórico nazi, la fuente submarina.
Sirenas con blancos, inmensos, pechos desnudos.
Sirenos con la esvástica tatuada en el pecho, rudos
y grandes caballos de mar, cabelleras cristalinas.

Los ojos negros, como de rata, del dictador iracundo.
El grupo escultórico nazi tremebundo.
Tanques, a los pies de los caballos marinos.

Dos Panzers del ejército alemán. El trono de oro.
Sirenas y sirenos con tridentes vigilando el tesoro.
Y Adolf Hitler y el águila, vencedores, divinos.
…............................................................
Francisco Antonio Ruiz Caballero. (joder, el trabajito que me ha costado encajar
la rima).


Adolf Hitler con alas de ángel, su gorra de cuero y su gabardina, se pasea por
un jardín lleno de exóticas orquídeas.

Adolf Hitler sublime, entelequia de estricnina,
alado con las plumas de un águila preciosa,
arcángel de tiniebla que la luz asesina,
deambula en el paseo de las orquídeas rosas.

Hierático y soberbio, Oh máquina horrorosa,
su faz y su bigote, su gorra y gabardina,
y las alas de un ángel de pluma fastuosa,
iracundo, templado, cáncer, horror, inquina.

Las orquídeas exhalan su color misterioso,
bellas vulvas sangrantes cargadas de deseo,
y matriz y convexo sexo con el rocío.

Y Adolf Hitler arcángel, tremendo, lujurioso,
se pasea entre ellas, exquisito y ateo,
y hay en la pluma un lirio de puro escalofrío.
…..................................................................
Francisco Antonio Ruiz Caballero.



Adolf Hitler, con alas de ángel, su gorra y su gabardina, se pasea por un jardín
lleno de exóticas orquídeas. (segunda versión).

Adolf Hitler soberbio, desollador de hebreos,
con alas de arcángel de plumación nivada,
hermoso en sus andares de criminal y ateo,
en el jardín pasea entre orquídeas moradas.

Su rictus y ademán es soberbio y es feo,
mas sus alas son blancas tal de nieve esmaltadas,
su gabardina gris, asesino de hebreos,
tiene manchas de tinta y cera coagulada.

Las orquídeas exhalan voluptuosamente,
primorosas y bellas cargadas de rocío
tal sexos exquisitos la cópula esperando.

Y Adolf Hitler arcángel, y qué terriblemente
por el sendero rosa, orquideral y frío,
las observa transido como un dios deseando.
…............................................................
Francisco Antonio Ruiz Caballero.


Adolf Hitler, con alas de ángel, su gorra y su gabardina, se pasea por un jardín
lleno de exóticas orquídeas. (tercera versión).

Plumado en nieve pura Adolf Hitler soberbio,
adusto el ademán, la faz del asesino,
las alas, una antorcha de plumación y nervio,
ya sonando un piano increíble y divino.

Su gorra y gabardina, sus alas de aguilucho,
soberbio el criminal entre exóticas flores,
Adolf Hitler arcángel, de todos los horrores,
mucha sangre en la tela, mucho quebranto, mucho.

El criminal arcángel se pasea entre Orquídeas,
luchan contra serpientes Praxiteles y Fidias,
su gabardina gris y su gorra de cuero

compiten contra alas de águila de nieve.
Adolf Hitler arcángel tiene puños de acero,
las orquídeas exhalan lujuriosas y leves.
….......................................................................
Francisco Antonio Ruiz Caballero.


Adolf Hitler, con alas de ángel, su gorra y su gabardina, se pasea por un jardín
lleno de exóticas orquídeas. (cuarta versión).

Las alas de un arcángel y el siniestro talento
entre exquisitas flores que la cópula imploran,
allí donde el barroco más exótico mora
Adolf Hitler alado hecho puro elemento.

Criminal el arcángel, odioso por momentos,
en sus andares bello, lascivo, fastuoso,
toda la nieve pura sobre los hombros lento,
la gabardina y gorra, la cruz de lo horroroso.

Brilla la cruz gamada, las orquídeas exhalan,
como un afrodisíaco la copula insectívora
busca sexos artrópodos, y el ángel está ahí.

Y Adolf Hitler se yergue, hay en el revolver balas,
y una orquídea morada, rarísima, carnívora,
devora mariposas de color alelí.
…................................................................
Francisco Antonio Ruiz Caballero.


Adolf Hitler, con alas de ángel, su gorra y su gabardina, se pasea por un jardín
lleno de exóticas orquídeas. (quinta versión).

Entre exquisitas orquídeas de colores
Adolf Hitler arcángel plumado en nieve pura
Horror en su apogeo de máxima tortura
compendio de una era de todos los horrores

Manchando ya de sangre su obscura gabardina
compite con las alas de un águila sublime
el tirano homicida en el jardín dirime
un juicio cargado de molicie asesina.

Las orquídeas exhalan su olor voluptuoso,
Adolf Hitler arcángel, pútrido, horroroso,
es una bella estampa de crimen y corola.

Lleva una cruz gamada Adolf Hitler arcángel.
Las orquídeas dementes en grupo se arrebolan.
Y pasa el ángel bestia, todo el horror del ángel.
….................................................................
Francisco Antonio Ruiz Caballero.


Instante Sublime en el que Adolf Hitler arcángel Domina a un Dragón de Fuego.

Adolf Hitler arcángel, hierático y terrible,
con su gorra de cuero y su azul gabardina,
luchando contra un bicho fiero y horrible,
vencedor fastuoso, arcángel, lo domina.

Perfecto en su plumaje de ángel que asesina,
vencedor del Judío que insolente se arrastra,
a un Dragón de Fuego el arcángel aplasta
con terrible belleza y perfección inquina.

El Dragón se revuelve, echa fuego por la boca,
Adolf Hitler arcángel el cuello le retuerce,
Oh Sansón admirable, Adolf Hitler soberbio.

Vence a la bestia dura, rompe la dura roca,
el Dragón se retuerce, se retuerce y retuerce,
Adolf Hitler le corta el tendón y los nervios.
….................................................................
Francisco Antonio Ruiz Caballero.


Adolf Hitler, con su gorra y su gabardina y alas de ángel, sube al Estrado de
Oradores del Congreso de los Diputados Españoles y Pronuncia un Discurso
soberbio lleno de Odio e Ira con las Alas desplegadas.

Adolf Hitler arcángel, quebranto de cianuro,
con su gorra de nazi y su azul gabardina,
proyectando serpientes e hidras submarinas
da un discurso repleto de légamos obscuros.

Obsceno y tremebundo, arcangelado y duro,
pronuncia con su lengua, terrible, viperina,
un discurso soberbio de leyes asesinas
que salen de su boca tal salieran de un muro.

Las alas desplegadas dan su toque de nieve,
hay en sus ojos nazis dos cobardes y aleves
escorpiones negros llenísimos de veneno.

Y el Congreso Español observa al Genocida
con sus alas de arcángel y su lengua homicida
y corta el aire seco un cuchillo de cieno.
…..............................................................
Francisco Antonio Ruiz Caballero.


Instante Sublime en el que Adolf Hitler arcángel Domina a un Dragón de Fuego.

Frío como la nieve, y en el crimen, perfecto,
Adolf Hitler arcángel, hierático, terrible,
de la piedad cristiana o hebrea desafecto,
en pluma y nieve alto, soberbio, inaccesible.

Alto como las torres, sublime, e imposible,
vencedor del judío, gusano y excremento,
tormento en la pluma y en la pluma tormento,
ya domina a un dragón de aliento indescriptible.

El dragón se revuelve, por la boca echa fuego,
Adolf Hitler arcángel a la bestia domina,
su gabardina lleva gamada cruz de oro.

Al dragón deja ciego, ¡¡¡al dragón deja ciego¡¡¡,
el cuello le retuerce, ¡¡¡¡qué bella disciplina¡¡¡¡
cantan ángeles rubios en el soberbio coro.
…...................................................................
Francisco Antonio Ruiz Caballero.


Adolf Hitler el Nazi, con su gorra y su gabardina y alas de ángel, visita una
Iglesia Sevillana. (poema hecho para matar el Tiempo).

Adolf Hitler arcángel, entelequia asesina,
soberbio en sus andares de dictador supremo,
aromado en penumbras y negros crisantemos,
visita una capilla sevillana y divina.

Hay manchas de negra tinta en su azul gabardina,
y en las alas hay nieve de algodones morenos,
y el dictador soberbio contempla un nazareno
Jesús crucificado en tortura supina.

Frente a un Cristo cargado con una cruz terrible
las alas se despliegan en el nazi homicida
que el Ecce homo mira con mirada vacía.

Y es el tirano bello, arcangelado, horrible,
y es su gesto asqueroso, ruín, deicida,
y sonríe rabioso, mas su sonrisa es fría.
…...............................................................
Francisco Antonio Ruiz Caballero.


Adolf Hitler Arcángel con las Alas desplegadas, su Gorra, y su Gabardina, se
pasea en Silencio en una Cripta llena de Cráneos Humanos.

Adolf Hitler arcángel, bellísimo en plumaje,
se pasea en silencio sobre cráneos humanos,
el pavimento es óseo, desagradable, insano,
se ven dientes y huesos en el fiero paisaje.

Es de nieve blanquísima el precioso plumaje,
y la gorra del nazi lleva un águila negra,
de tantas osamentas el tirano se alegra,
no desperdicia nada del tétrico viaje.

Cientos de cráneos blancos, amarillos, o sucios
contemplan al tirano con sus alas de nieve
perfecto en sus andares de monstruo y genocida.

Hay en sus ojos grises unos matices turbios.
Las alas se despliegan, bellísimas y leves.
Suenan campanas negras, negrísimas, sin vida.
…...............................................................................\
.
Francisco Antonio Ruiz Caballero.


Instante Sublime en el que Adolf Hitler Arcángel con Alas de Mariposa Domina un
Dragón de Fuego.

Adolf Hitler arcángel con alas de mariposa
monstruoso y bello con su bigote y gabardina
llevando cruz de hierro y esvástica asesina
con alas de lepidóptero azuladas y rosas

dejando el polvillo áureo de las alas preciosas
sobre un dragón de fuego que se retuerce con inquina
malvado en su plenitud de figura divina
ya vence victorioso con su faz horrorosa.

El dragón se retuerce, del arcángel las alas
se mueven con dulzura hierática y lasciva,
la pistola del Fuhrer tiene de oro las balas.

Y en ese instante Adolf triunfa de la fiera
siendo una mariposa horrible, traicionera,
la bestia y el arcángel, la bestia primitiva.
…......................................................................
Francisco Antonio Ruiz Caballero.


Adolf Hitler el Nazi (con su gorra y su gabardina) con una Lanza de Oro lucha
contra Alien (el Octavo Pasajero) y lo Derrota.

Adolf Hitler el nazi, tirano y genocida,
encumbrado a la cima, soberbio y glamuroso,
contra un Alien macabro, tremendo, y horroroso,
lucha como un atlante con armas decididas.

Lleva su gabardina y su gorra el homicida,
ruín y maquiavélico, horrible, y asqueroso,
la esvástica reluce con un fulgor precioso,
y una lanza de oro tiene el liberticida.

El Alien se revuelve, y el neutrónico ácido
molecular escupe contra el Fuhrer demente
que con lanza de oro abre el vientre a la fiera.

Y Adolf Hitler sonríe y su semblante es plácido,
y el ácido en la piedra hierve terriblemente,
y el criminal derrota la iracunda pantera.
…..................................................................
Francisco Antonio Ruiz Caballero.


Adolf Hitler el Nazi con un Traje de Emperador Romano Diseñado por John Galiano
la Emprende a Gritos con un Subordinado Incompetente que Además se lo Merece.

Y una gota de resina de ámbar engloba a una hormiga.
Y Adolf Hitler soberbio, vestido como un Dios,
se deshace en espasmos y escupe la saliva
sobre un pobre gusano que desafina al violín.

Que no ha sabido poner una corchea en su sitio,
oh horroroso crimen indigno de un gusano.
Te cortaré a trozos y te echaré a los cerdos,
dice el Fuhrer con la mirada extraviada

mientras su traje verde tiene rizos de oro
y cae la noche sobre Alemania como una gota de cera.
¿¡¡¡¡Es posible que sólo esté rodeado de canallas¡¡¡¡?

Grita el endemoniado Luzbel entre oropeles.
Y los pavos reales eclipsados se agitan con sus aguamarinas,
con sus berilas esmeraldas con polvillo azul.
….......................................................................
Francisco Antonio Ruiz Caballero.


Adolf Hitler el Nazi con un Traje de Emperador Romano Diseñado por John Galiano
Cuchichea con sus Amigos, también Vestidos como Emperadores Romanos, en Torno de
una Mesa en la que Toman Café.

Maravillosamente trajeado tal un ave Fénix de Fantasía,
perlas, plumas, y ámbares, ámbares, perlas, y plumas,
escorpiones en los hombros, gallardas águilas imperiales,
bucles verdes y pliegues esmeraldas,
o rosas de color inmaculado.

Rodeado de amigos que son como él,
escondiendo puñales con cianuro, tijeras envenenadas, espinas con estricnina,
dosis de arsénico mortales, pájaros negros,
rabiosamente íncubos amables, súcubos bestiales exquisitos,
tomando el café.

El silencio es espeso como una capa de brea.
Lo rompen las palabras dichas a media voz o las grandes risotadas, se puede
cortar el aire
como si fuera de gelatina. Se está planificando el exterminio de una raza, su
holocausto,
mientras se cuchichea para que no se oigan las aterradoras palabras
a más de un metro de la adorable reunión. Que son todos bellísimos,
hermosos en sus vestidos de tigres imperiales, adorables, refinadísimos,
exquisitos,
imagen misma de la muerte. Atlantes del asesinato, arquitectos del crimen,
monstruosos.

Entre carcajadas, y chistes, comentarios estúpidos y banales, panteras en un
punto
escondidas entre arbustos rosas, ocultando los colmillos de los dientes
en la misma sonrisa de demente sicario.
La reunión tiene visos de orgía celeste, se darían besos los unos a los otros,
están en la misma gloria, y el vapor del café sube hacia arriba
desde las tazas de alabastro y porcelana.

Brillan los anillos en los dedos, rubíes, granates perfectos, turquesas
infinitas.

Y ellos son emperadores romanos, deciden la vida y la muerte de millones con un
solo dedo,
sin que les tiemble la mano.

Y la charla prosigue sobre temas de música. Sobre banalidades de amantes y
artistas de la opereta.

Y están como en un ensueño de orquídeas y de lilas. Asesinando el mundo.
…...............................................................................\
.
Francisco Antonio Ruiz Caballero.


Adolf Hitler Arcangel Echa el Feto de un Niño Judío a un Acuario con Pirañas de
Colores y Observa como las Pirañas se Comen el Feto.

Adolf Hitler con alas, perfecto en su plumaje,
con su gorra de nazi y su gris gabardina,
un ángel contrahecho, bellísimo en su inquina,
con soberbia de tigre y locura salvaje,

echa el Feto de un niño a un acuario de pirañas,
pirañas de colores, rabiosas y homicidas,
y el ángel hitleriano, el ángel alimaña,
observa como comen aquel feto sin vida.

Las pirañas se comen el feto de un judío.
Adolf Hitler disfruta de la escena dantesca,
sus alas glamurosas son de nieve divina.

Las pirañas devoran aquel feto con brío,
las hay azules, rojas, verdes, o nacarinas,
Adolf Hitler sonríe, ¡¡¡¡oh perfección grotesca¡¡¡¡¡.
….............................................................
Francisco Antonio Ruiz Caballero.


Adolf Hitler el Nazi Manda echar a un Recinto con Cocodrilos a varios Niños
Judíos de dos o tres añitos y Observa como los Cocodrilos se Comen a los Niños.

Los cocodrilos tienen la boca bien abierta.
Adolf Hitler el Nazi hoy está aburrido.
Ya quiere divertirse el soberbio y ungido
pero las horas pasan y están tristes y yertas.

Ordena pues el nazi que echen a los niños
al estanque de los cocodrilos verdes,
que con la boca abierta siempre muerden,
¡¡¡los criados del Fuhrer se hacen sendos guiños¡¡¡.

Un cocodrilo abre su boca colmillada
y un niñito judío se divierte en la boca
que se lo traga entero de tan solo un bocado.

Y la escena se pone purpurea y colorada.
Y Adolf Hitler sonríe de pie sobre una roca.
¡¡¡¡¡Hoy Hitler y caimanes, ¡¡¡¡qué bien¡¡¡¡, ¡¡¡¡ han disfrutado¡¡¡¡¡¡.
…...................................................................
Francisco Antonio Ruiz Caballero.

Poeta
AlienXenobionte
Poeta AlienXenobionte
Poemas del mismo poetaMás poemas
Rss del poetaRss del poeta
EstadísticasEstadísticas
 
Poema
Fecha 11/7/2012 20:42:45
Lecturas 547
Favoritos 0
Licencia Licencia Creative Commons
Enviar a un amigoEnviar
Versión imprimibleImprimir
Crea un documento PDF con el poemaCrear un pdf
Recientes
Sonido de Clave y Obreros abriendo una Calle hacie
Cristo Atado a la Columna. Oración.
La Serpiente en la Zarza. Poema Religioso.
DOS CARDOS.
ESPEJOS. Y LA ATLANTIDA.
Al azar
Asesinado por los Ángeles.
EL MUNDO SE LAVA LAS MANOS. SIRIA.
CUALQUIERA DICE NÁ CONTRA ESE HIJO PUTA.
Incendio de una Casa.
Lirios en la Luna. (Quinta Versión).
Los usuarios son responsables de sus propios comentarios.

Etiquetas

Login

Nombre:

Contraseña:

Recordar



¿Recuperar la contraseña?

Regístrese

Comentarios recientes

Poemas más leídos recientemente

2 meses a tu lado
caz_master
11/5/2012 4:22:07
Tus lindos ojos
juank0905041
20/9/2013 17:14:33
TU MIRADA...
RAMSHADY
19/7/2012 3:27:29
MI PUEBLO
necoperata
3/11/2012 3:34:26
MI HOGAR
Starlight
26/9/2011 20:51:59
DESCANSA EN PAZ...
Claudia
1/8/2012 23:59:35
PROVERBIOS SUMERIOS
JoelFortunato
5/12/2012 3:35:09
Epitafio II
gus_de_las_pampas
17/2/2018 4:26:52
Me alegra haberte conocido
CaelumDraconis
24/7/2013 3:30:19
Rotina
AJCardiais
10/2/2018 11:59:14